Página Noticias de Axxón

08/jun/02

¿Será relativa la teoría de la relatividad de Einstein?

(CNN en español) Experimentos con relojes espaciales de alta precisión podrían demostrar que la famosísima teoría de la relatividad de Albert Einstein es, como quien dice... relativa.

"No creo que sea posible echar por tierra toda la teoría einsteiniana, ya que ésta tiene un enorme grado de precisión —declaró Alan Kostelecky, profesor de Física en la Universidad de Indiana en Bloomington—. La cuestión es si, en escalas muy pequeñas, haría falta ajustar la teoría para calcular ajustes en la relación espacio-tiempo", agregó.

Los relojes atómicos que se planea instalar en la Estación Espacial Internacional dentro de algunos años podrían ayudar a los investigadores a despejar esta duda, siempre y cuando las tripulaciones de la estación realicen las pruebas que Kostelecky y sus colegas proponen.

La teoría de la relatividad de Einstein postula que las leyes de la física y la velocidad de la luz son siempre las mismas para un observador que se mueve a una velocidad constante. Esta afirmación se ve reflejada en el clásico ejemplo de la moneda, que siempre caerá en línea recta, ya sea lanzándola desde una posición estática, o estando dentro de un carro en movimiento.

Asimismo, el postulado sugiere que un reloj funciona de igual forma estando derecho o de lado. Todo esto ocurre, por lo menos, en el planeta Tierra.

Sin embargo, recientes teorías relacionadas con la gravedad y la física de partículas subatómicas han llevado a que algunos científicos se pregunten si la teoría de Einstein debería modificarse.

Precisión en el tiempo y espacio

"Si comparamos relojes extremadamente precisos que puedan funcionar bajo gravedad cero, podrían percibirse cambios minúsculos en el ritmo del tictac mientras la astronave se mueve alrededor de la Tierra", sostiene Kostelecky.

Los relojes atómicos en cuestión son tan exactos que registran el tiempo con una exactitud comparable a la de medir la distancia de aquí a la estrella más cercana con una precisión de una pulgada, según Kostelecky.

Y debido a que la Estación Espacial Internacional gira más rápidamente y en torno a un eje diferente al de la Tierra, se pueden realizar ahí experimentos que no se podrían hacer en tierra firme.

Si se descubrieran variaciones en el ritmo del tictac, según Kostelecky sería un indicio muy claro de que hay leyes de la naturaleza más fundamentales que la relatividad; o sea, que van más allá de ésta y la modifican.

Gran parte del interés en estos temas se deriva de las especulaciones de la ciencia ficción según las cuales se puede viajar más rápidamente que la velocidad de la luz, algo categóricamente imposible bajo la relatividad.