Noticias en la página Axxón Página Axxón

21/Jul/06

Sin Moisés, el Mar Rojo se separa de nuevo

Las imágenes de satélite muestran que la placa tectónica Arábiga y la placa de África se están separando, estirando la corteza de la Tierra y ampliando la parte más al sur del Mar Rojo. Esto lo reportaron los científicos en la edición de esta semana de la revista Nature.

(Astroseti) - El último mes de septiembre una serie de terremotos comenzaron a separar la superficie del planeta a lo largo de una sección de casi 60 kilómetros (37 millas) de la grieta del Este de África en Afar, Etiopía.

Usando las imágenes reunidas por la agencia Europea Espacial a través de su satélite de radar Envisat, los investigadores revisaron los datos anteriores y posteriores a estas actividades.

Durante un período de tres semanas, la corteza a los lados del risco se ha separado por 8 metros y se inyectó magma —suficiente para llenar un estadio más de 2000 veces— a lo largo de la hendidura vertical, formando una nueva corteza.

"Creemos que la corteza y el manto se funden lentamente a profundidades mayores de 10 kilómetros, donde está mucho más caliente, formando magma (roca fundida)", dijo Tim J Wright, co-autor del estudio, perteneciente a la Royal Society University Research. "Este magma se alza a través de la corteza porque es menos denso que la roca circundante".

El magma se junta en cámaras de magma a profundidades de 3 a 5 kilómetros, donde la densidad es la misma que la de las rocas de la corteza, explicó Wright. "Lentamente, la presión se ha ido acumulando en estas cámaras hasta el último septiembre cuando finalmente se partió, rompiendo la corteza en una hendidura vertical. Entonces el magma se introdujo en esta hendidura".

La intrusión del magma en esta abertura, en vez de la rotura de la corteza, es la responsable de la segmentación de las derivas continentales.

Este es el primer episodio de ruptura que ha ocurrido desde 1970 y el mayor sobre la corteza continental de la Tierra durante la época de observaciones vía satélite.

"Sabíamos del constante proceso de deslizamiento en Afar, ya que Arabia se está separando de África al otro lado de esta hendidura", dijo Wright. "Y sabíamos que ocasionalmente el esfuerzo que se acumula lentamente a través de los siglos es liberado de repente en episodios de deslizamientos. No sabíamos que tan grande podría ser la deformación".

Corrimiento lento

Durante los últimos 30 millones de años, África y Arabia han sufrido un proceso de separación, el mismo que formó el Mar Rojo. En este lapso de tiempo, se formó la depresión de Afar de casi 300 kilómetros de ancho

"El suelo está continuamente moviéndose; mucho más rápido ahora que antes del episodio del corrimiento", le dijo Wright a LiveScience. "En promedio, los dos lados se separan alrededor de 2 centímetros por año. Pero, como nos demuestra este evento, el movimiento es episódico y a tirones. Esto implica un riesgo considerable para los habitantes locales, el cual se volverá mayor en los años venideros".

Esta última separación, se agregó al proceso de separación de largo plazo, que está separando el noreste de Etiopia y Eritrea del resto de África y que eventualmente podría convertirse en un enorme mar. Aunque semejantes procesos podrían tardar millones de años en ocurrir, este evento les ha dado la oportunidad a los científicos de poder observar la ruptura en tiempo real.

Aportado por Eduardo J. Carletti