Noticias en la página Axxón Página Axxón
[Noticias de Axxón ] [ Página principal ] [ Zapping ]

03/Ene/06



Revista Axxón

Axxón en
facebook


Lectores de Axxón en facebook



Haz clic aquí para suscribirte a Axxon



El juicio y ejecución de los Caballeros Templarios, un genocidio poco estudiado

Defensores de la fe, guerreros en las Cruzadas, arquitectos, banqueros, contructores... Los Pobres Caballeros del Templo de Jerusalén protagonizaron casi dos siglos de la historia de Europa. Respetados y reverenciados por los reyes y el pueblo, un buen día debieron enfrentarse a un proceso que culminó con la prisión de casi todos y la muerte de muchos.

(Axxón) - "Si la historia la escriben los que ganan, eso quiere decir que hay otra historia: la verdadera historia; quien quiera oír, que oiga". Con estos versos de Litto Nebbia (bíblicos, por otra parte), comienza un nuevo libro de Marcelo Dos Santos, que saldrá a la venta el próximo 25 de enero en España. Luego del gran éxito de su anterior "El Manuscrito Voynich" (dos ediciones agotadas en España y una en Colombia), el autor argentino nos propone un nuevo viaje al pasado: en este caso, a la Edad Media Europea.

Lo entrevistamos en exclusiva para Axxón.

AXXÓN: Marcelo: ¿Quiénes fueron Jacques de Molay y los Caballeros Templarios?

MARCELO DOS SANTOS: Los Templarios fueron los componentes de la primera, más antigua y más noble de las órdenes monástico-militares de la Edad Media, y De Molay fue su último Gran Maestre, el superior de la orden. Lucharon en las Cruzadas y colaboraron activamente en la Reconquista Española. Durante un par de siglos se los consideró modelo de coraje, fe y piedad, pero un buen día cayeron en desgracia. A esto se circunscribe el libro.

A: Y esa caída en desgracia, ¿implicaba la muerte?

MDS: Bueno, en cierta forma. Como los Templarios no estaban bajo jurisdicción seglar, la justicia civil no podía procesarlos ni detenerlos. Sólo los alcanzaba la autoridad del papa. Y si el papa decidía procesar a alguien, ya te imaginarás a quién llamaba, especialmente en el siglo XIV.

A: ¿A la Inquisición?

MDS: Por supuesto. El proceso contra los templarios fue sustanciado por la Inquisición, principalmente monjes dominicos, que se encargaban de "impartir justicia" en casos de herejía, blasfemia o delitos similares contra la fe. Y el imaginario colectivo tiene muy en claro cómo solían culminar esos procesos.

A: ¿Dónde se los procesó?

MDS: La cabeza de la persecución fue Francia, pero todos los templarios de Europa y Asia fueron detenidos.

A: ¿Explicas en tu libro los motivos y los resultados de semejante episodio?

MDS: Sí, o al menos lo intento. El juicio a los Templarios siempre me interesó por el hecho de que se trata del proceso judicial más grande, extenso y abarcador de la historia humana. Se encarceló y juzgó a más de 15.000 hombres (sólo en Francia fueron 4.000). La mayoría de ellos ni siquiera sabían de lo que se les acusaba, y muchos fueron asesinados de esta manera tan vil. Los jueces ni siquiera tuvieron la decencia de registrarlos en las actas del proceso con nombre y apellido. Conocemos el nombre de apenas 1.000. Los otros fueron torturados, vejados y asesinados en forma anónima. Son los primeros "desaparecidos" de la historia.

A: Se han escrito muchos libros sobre los Templarios. ¿Cómo definirías el tuyo? ¿Por qué es diferente?

MDS: El problema templario presenta una gran dificultad técnica: los verdugos intentaron por todos los medios deshacerse de las pruebas del genocidio que habían cometido. Las actas de los procesos, en su mayoría, desaparecieron en fecha tan temprana como el siglo XV. Tal vez esa sea la causa de tantas teorías fantasiosas que se han publicado. Sin embargo, yo conté con una gran ventaja y por eso mi teoría está muy bien documentada.

A: ¿A qué ventaja te referís?

MDS: A que conté con la inapreciable colaboración del fotógrafo y narrador argentino Alejandro Moia, residente en España, que se encargó de la investigación documental. Sin los resultados de su trabajo, escribir un libro como este hubiera sido completamente imposible. Alejandro obtuvo documentos originales del siglo XVIII, de autores que estuvieron en contacto con actas originales, relatos de testigos, etc. Es por ello que el libro cuenta con un apoyo documental muy importante.

A: Tratándose de un tema tan interesante y poco estudiado, ¿no tuviste ganas de escribir ficciones sobre el tema?

MDS: Por supuesto, pero las excelentes ficciones que se han publicado sobre el tema disuaden a cualquiera. La más importante es la serie de novelas "Los Reyes de Hierro", del Ministro de Cultura francés Maurice Druon, que ha dado origen a la miniserie que se está viendo en Europa por estos días, con Gérard Depardieu en el papel de Jacques de Molay.

A: ¿Qué les dirías a los lectores que están interesados en el tema?

MDS: Que, independientemente de la creencia religiosa de cada uno, el proceso a los templarios fue una de las injusticias más grandes de la historia, y, como la mayoría de estos genocidios, su motivo no fue doctrinario ni judicial, sino político y económico. Hemos intentado desentrañar los pormenores de unos asesinatos cometidos por la Iglesia y el Estado hace siete siglos, unos asesinatos que han influido y siguen influyendo sobre la historia y las sociedades, y creo que lo hemos conseguido.

"Jacques de Molay, el último Gran Maestre de la Orden de los Templarios", de Editorial Aguilar, sale a la venta en España el 25 de enero de 2006. Puede leerse un comentario en el sitio web de la librería Casa del Libro.

Aportado por Alejandro Alonso


            

Noticias anteriores, por tema
Ciencia Cine Espacio Espectáculos Historietas Internet Juegos Libros Literatura Revistas Sociedad Tecnología Televisión

Noticias anteriores, por año
2017  2016  2015  2014  2013  2012  2011  2010  2009  2008  2007  2006  2005  2004  2003  2002