Noticias en la página Axxón Página Axxón
[Noticias de Axxón ] [ Página principal ] [ Zapping ]

11/Ene/06



Revista Axxón

Axxón en
facebook


Lectores de Axxón en facebook



Haz clic aquí para suscribirte a Axxon



En un planeta sin fronteras, los países perderán soberanía

Según el autor, los Estados deberán compartir su poder con fuerzas globalizadas

(La Nación) - La soberanía —la noción de que los gobiernos tienen libertad para hacer lo que deseen dentro de su territorio— constituye el principio rector de las relaciones internacionales desde hace más de 350 años. Dentro de 30, este concepto ya no será sagrado. En su contra se unirán poderosas fuerzas y amenazas de nuevo cuño.

Los Estados-nación no desaparecerán, pero compartirán el poder con mayor número de pujantes actores o soberanos que nunca, entre ellos las empresas, las organizaciones no gubernamentales, los grupos terroristas, los carteles de la droga, las instituciones regionales y mundiales, y los bancos y fondos de pensiones privados.

La soberanía morirá víctima del rápido y poderoso tráfico de personas, ideas, gases de efecto invernadero, mercancías, euros, drogas, virus, correos electrónicos y armas en el interior de los países y a través de las fronteras. Se trata de un comercio que desafía uno de los principios fundamentales de la soberanía: la capacidad de controlar lo que cruza la frontera.

Los Estados, cada vez más, medirán su vulnerabilidad no ante otros, sino ante las fuerzas de la globalización que no pueden controlar.

Kosovo, un prototipo

Pero las fuerzas impersonales no serán las únicas responsables. En el futuro, los países, a veces, decidirán arrebatar la soberanía a otros. Igualmente, un gobierno que no tenga la capacidad o la voluntad de satisfacer las necesidades básicas de sus ciudadanos perderá el derecho a su soberanía.

No es sólo cuestión de escrúpulos morales, sino de comprender, con sentido práctico, que el abandono -bienintencionado o no- puede generar oleadas de refugiados desestabilizadoras y desencadenar la bancarrota del Estado, lo cual abre el paso a los terroristas.

La intervención de la OTAN en Kosovo, en 1999, que obligó a Serbia a renunciar al control de la provincia descontenta tras años de abuso de poder, puede ser un prototipo para el futuro.

En todo ello está implícita la idea de que la soberanía es condicional, incluso contractual, y no absoluta. Si un país patrocina el terrorismo, desarrolla armas de destrucción masiva o practica el genocidio, está renunciando a los beneficios normales de la soberanía y se expone a ser atacado, derrocado u ocupado. De este modo, el reto diplomático será obtener un amplio apoyo a los principios de comportamiento del Estado y un procedimiento para decidir el remedio cuando se violen dichos principios.

Los Estados también decidirán prescindir de parte de su soberanía. Esta tendencia ya está en marcha, sobre todo en el ámbito mercantil. Los gobiernos aceptan las decisiones de la OMC porque, en conjunto, los beneficia un orden comercial internacional que esté regulado, aunque una norma concreta afecte al derecho de proteger las industrias nacionales.

El cambio climático también está poniendo límites al control gubernamental. El Protocolo de Kyoto, que estará vigente hasta 2012, exige a los firmantes que pongan freno a las emisiones de gases invernadero.

Se puede imaginar un acuerdo todavía más ambicioso en el que un número mayor de gobiernos, que incluya a Estados Unidos, China e India, acepte límites más estrictos, basados en el reconocimiento de que estarían peor si ningún país aceptara las restricciones.

Todo esto constituye un mundo que no es plenamente soberano, pero en el que tampoco reinan un gobierno mundial ni la anarquía. De aquí a 30 años, el mundo será semisoberano. Reflejará la necesidad de adaptar los principios legales y políticos a un planeta en el que los retos más graves procedan de lo que las fuerzas globales hagan a los Estados y lo que los gobiernos hagan a sus ciudadanos, y no de los que los Estados se hagan entre sí.

Reproducido en La Nación con autorización de Foreign Policy Magazine, en colaboración con Archivos del Presente

Aportado por Alejandro Alonso


            

Noticias anteriores, por tema
Ciencia Cine Espacio Espectáculos Historietas Internet Juegos Libros Literatura Revistas Sociedad Tecnología Televisión

Noticias anteriores, por año
2017  2016  2015  2014  2013  2012  2011  2010  2009  2008  2007  2006  2005  2004  2003  2002