Noticias en la página Axxón Página Axxón
[Noticias de Axxón ] [ Página principal ] [ Zapping ]

21/Ene/06



Revista Axxón

Axxón en
facebook


Lectores de Axxón en facebook



Haz clic aquí para suscribirte a Axxon



Las lunas en el cinturón de Kuiper empiezan a ser habituales

Los objetos que van apareciendo en el cinturón de Kuiper no sólo sorprenden con su presencia y tamaño: también obligan constantemente a rever ideas establecidas.

(Caltech) - En un pasado no tan lejano, se pensaba que el planeta Plutón era una rara ave en los bordes externos del Sistema Solar, porque tenía una luna, Caronte, formada de manera similar a como se formó nuestra Luna. Pero Plutón ha ganado compañía en esta última época. De los cuatro objetos más grandes en el cinturón de Kuiper, tres tienen una o más lunas.

"Ahora estamos empezando a pensar que Plutón es uno dentro de una pequeña familia de objetos similares, de los cuales la mayoría tienen lunas orbitándolos", dice Antonin Bouchez, un astrónomo del Instituto de Tecnología de California (California Institute of Technology, Caltech).

Bouchez presentó su trabajo sobre el cinturón de Kuiper la semana pasada, en la reunión de invierno de la Sociedad Astronómica Norteamericana (American Astronomical Society, AAS).

Bouchez dice que el quebradero de cabeza para los científicos planetarios es que, en conjunto, los centenares de objetos que se sabe que ocupan el cinturón de Kuiper más allá de la órbita de Neptuno sólo tienen alrededor de un 11 por ciento de posibilidades de poseer sus propios satélites. Pero tres de los cuatro mayores objetos que se conocen de la región los tienen, lo que significaría que para los cuerpos pequeños funcionarían procesos diferentes que los que funcionan en los grandes.

Los expertos estuvieron muy confiados por una década o más en su creencia de que Caronte, la luna de Plutón, se formó como resultado de un impacto, pero parecía que el planeta era único en esto. De acuerdo a los modelos de computadora, Plutón fue impactado por un objeto de prácticamente la mitad de su tamaño, vaporizando parte del material planetario. Un gran fragmento, sin embargo, quedo casi intacto, formando la luna Caronte de Plutón.

Se piensa que nuestra Luna se formó de una manera similar, aunque muy probablemente se compactó de un disco caliente de material que quedó en órbita después de ese impacto tan violento.

El año pasado los astrónomos descubrieron dos lunas adicionales de Plutón, pero el consenso sigue siendo que la enorme Caronte se formó de un golpe con otro cuerpo, y que los otros satélites conocidos —así como aquellos que aún no pudiéramos haber visto desde la Tierra— se acumularon a partir de los restos.

En cuanto a los otros objetos del cinturón de Kuiper, los expertos piensan en principio que los cuerpos adquirieron sus lunas ocasionalmente, atrapándolas por captura gravitacional. Para los cuerpos más pequeños, el valor del 11 por ciento sería más o menos el correcto.

Pero los cuerpos grandes son parte de otra historia. El mayor de todos, que continúa esperando una designación y que se lo acepte o no como el décimo planeta, es el que tiene como nombre provisorio "Xena". Descubierto por el profesor de Ciencia Planetaria del Caltech Mike Brown y sus asociados, Chad Trujillo del observatorio Gemini y David Rabinowitz de la Universidad de Yale, Xena es 25 por ciento mayor que Plutón y se sabe que tiene al menos una luna.

El segundo cuerpo en tamaño del cinturón de Kuiper es Plutón, que por ahora tiene tres lunas. El tercero en tamaño fue bautizado provisoriamente "Santa", a causa de la fecha en que fue descubierto por el equipo de Mike Brown, y se sabe que tiene dos lunas.

"Santa es raro", dice Bouchez. "Normalmente, uno espera que las lunas se formen en el mismo plano debido a que se deberían haber acumulado a partir de un disco de material en órbita alrededor del cuerpo principal.

"Pero las lunas de Santa están desviadas 40 grados. Aún no podemos explicar eso".

El cuarto objeto en tamaño en el cinturón de Kuiper es el objeto nombrado provisoriamente "Easterbunny" (Conejo de Pascua, una vez más debido a las fechas en que lo descubrió el equipo), y aún no se le conoce una luna. Pero en abril Bouchez y Brown estarán observando de nuevo a Easterbunny con la óptica adaptable de uno de los telescopios Keck de 10 metros, y bien podría aparecer una luna.

Aportado por Eduardo J. Carletti

Más información:
Sitio de Mike Brown en Caltech (inglés)
Otra luna alrededor de "Santa" (EL61) en el Cinturon de Kuiper
Encontraron a Buffy... en el espacio
Comprueban un nuevo objeto que podría tener tamaño planetario en el Sistema Solar y anuncian otro
Podría haber un halo de planetas ocultos en el Sistema Solar
Extraños pares en el cinturón de Kuiper

            

Noticias anteriores, por tema
Ciencia Cine Espacio Espectáculos Historietas Internet Juegos Libros Literatura Revistas Sociedad Tecnología Televisión

Noticias anteriores, por año
2017  2016  2015  2014  2013  2012  2011  2010  2009  2008  2007  2006  2005  2004  2003  2002