Página Axxón Axxón 110

Nuestro asiduo escritor Colombiano, nos ha mandado otro de sus escritos. Y esta vez está muy alejado del estilo Lovecraftiano que tanto caracteriza a su estilo, acercándolo, si así se quiere definir, a coquetear con el cyberpunk.
Sin embargo, considero correcto publicar en esta sección a este cuento ya que es una variante interesante sobre esa casta de muertos vivientes conocidas como vampiros.
Si desean contactarse con él pueden hacerlo al: euribe@trauco.colomsat.net.co

2015 o El vampiro moderno
Enrique Uribe J.
COLOMBIA

Hay un silencio inexplicable que llena el ambiente. Un vaho que cubre y corroe todo lo que se encuentra a nuestro alrededor. Me detengo y grito, hasta que el silencio consume mi voz.

Graffitti

La hora del racionamiento llegaría en cualquier momento. Saldría de mi covacha para acechar en las sombras a los transeúntes. Yo no buscaba poder, dinero ni nada similar; buscaba una sensación que me era ajena y no podía experimentar, la sensación de estar vivo, de sentir que todo lo que me compone es parte de mi ser y no un sencillo ensamble de circuitos y electricidad. Recordar lo sensible de mis ojos, lo triste de mis lágrimas, la perfecta función de cada uno de mis órganos. Todo lo había perdido por un mendrugo de pan. Ahora asalto a caminantes desprovistos de suerte, buscando arrebatarles sus carnes, sus órganos, su vida, para reponer la mía. Soy un monstruo, un vampiro moderno sediento de cuerpos, cuyo único deseo es sentirse vivo... de nuevo.
     Ocurrió hace ya tanto tiempo que apenas puedo recordarlo. Las frías y vacías calles de Bogotá se postraban como enormes demonios que me consumían al verme sufrir. Las constantes úlceras de un estómago que pide comida. La angustia de estar vivo sin disfrutarlo. Si pudiera cambiarlo, habría preferido morir entonces, pero mi ímpetu juvenil me llevo a cometer un grave error.
     Había oído ya acerca de las clínicas que compraban, a muy buen precio, los órganos vivos; era un negocio tan redondo que con el dinero que recibiría podría comprar un reemplazo cibernético y aún disponer de algo de dinero. Primero pensé en vender mi riñón en una de esas tiendas del mohoso centro de Bogotá; pero luego, bien fuese por avaricia o estupidez, vendí uno de mis ojos, uno de mis testículos, que por estar bien provisto de espermatozoides me devengó mucho más que lo básico y la mitad de mi páncreas, adquiriendo después los ya muy comerciales reemplazos cibernéticos.
     Al principio todo parecía excelente. Tenía dinero, no pasaba hambre y era mucho más feliz que antes. Llegué a pensar que podría vender mi otro ojo, ahora agradezco no haberlo hecho.
     Lo que ocurrió posteriormente es algo que me queda difícil de definir. Me sentía vacío, inocuo, falso. No lograba entender cómo había sido capaz de subastar mi cuerpo. Aunque todo funcionaba de maravillas no me sentía bien. Debía pasar un escáner sobre mi abdomen para conocer el estado de mi riñón. Cuidar excesivamente los cristales de mi ojo para no rayarlos con las partículas de polvo que llenaban el ambiente, ya que la cirugía láser para repararlos era muy cara y el dinero escaseaba.
     No pude botar lágrimas el día de la muerte de mi madre, y tras un accidente quedé estéril, tuvieron que extirpar mi testículo para salvar mi vida. Ahora soy un eunuco, decepcionado de esto que llaman vida, y en quiebra.
     Me dedico a cazar por la noche buscando las partes que ya no tengo y algunas otras que pueda vender para sostenerme. Soy un monstruo, un vampiro moderno, que deambula las noches de racionamiento, asaltando cuerpos sanos que algún día se sentirán como yo. Ya lo dije antes, haré lo que sea por lograr sentirme de nuevo vivo. No importa cuánto sufrimiento me tome.

Axxón número 110 - Enero de 2002

            

ÍNDICES DE LAS REVISTAS AXXÓN
87 88 89 90 91 92 93 94 95 96 97 98 99 100 101 102 103 104 105 106 107 108 109 110 111 112 113 114 115
116 117 118 119 120 121 122 123 124 125 126 127 128 129 130 131 132 133 134 135 136 137 138 139 140 141 142 143 144
145 146 147 148 149 150 151 152 153 154 155 156 157 158 159 160 161 162 163 164 165 166 167 168 169 170 171 172 173
174 175 176 177 178 179 180 181 182 183 184 185 186 187 188 189 190 191 192 193 194 195 196 197 198 199 200 201 202
203 204 205 206 207 208 209 210 211 212 213 214 215 216 217 218 219 220 221 222 223 224 225 226 227 228 229 230 231
232 233 234 235 236 237 238 239 240 241 242 243 244 245 246 247 248 249 250 251 252 253 254 255 256 257 258 259 260
261 262 263 264 265 266 267 268 269 270 271 272 273 274 275 276 277 278 279 280

Nedstat Basic