Página Axxón
ZAPPING
INDICE - PRINCIPAL - NOTICIAS

ZAPPING 0223, 13-jul-2004
El increíble theremin

Quienes suelen mirar los recitales del músico electrónico francés Jean-Michel Jarre habrán observado con cierta sorpresa que en algunos temas (por ejemplo Oxygene 10), ejecuta un extraño instrumento que, al parecer, produce sonidos sin tocarlo físicamente con las manos ni con ninguna otra parte del cuerpo.

Consultado mi gran amigo, un eximio músico electrónico aficionado y completo fanático de Jarre, me contestó lacónicamente: "Es un theremin".

¿Theremin? Me llamó poderosamente la atención, porque yo creía conocer muchos instrumentos musicales, pero nunca había oído hablar de un theremin.

¿Podría averiguar algo más sobre él?

Por cierto que sí.


Los que han visto un theremin alguna vez saben que tiene un aspecto extraordinariamente peculiar, que no se asemeja al de ningún otro instrumento musical que existe o haya existido.


Los felices propietarios de un theremin RCA original

La mayor parte de los theremines consisten en un gabinete del cual salen dos antenas, una hacia arriba y una hacia la izquierda (desde el punto de vista del ejecutante). La música se produce cuando el intérprete mueve las manos en las proximidades de las antenas, pero sin tocarlas. Una de las antenas controla el tono del sonido, mientras que la otra maneja el volumen.


Lev Sergeievitch Termen ("Léon Thérémin")

Lev Sergeievitch Termen nació en Leningrado (actual San Petersburgo) en 1896. El futuro inventor del theremin escribe: "Comencé a estudiar electricidad a los 7 años y música a los 9. Amé la música desde la infancia, porque la sentía como algo vivo y real. Cuando comencé a tocar el cello, me confundía la contradicción entre la música y la forma en que la obtenía: a través del movimiento del arco, a la manera de un serrucho mientras oprimía las cuerdas con los dedos. Siempre había deseado encontrar una forma de unir mi pasión por la electricidad con la que sentía por la música. A los 13 años descubrí las altas frecuencias y los transformadores Tela. Tomé en una mano una vara de metal de tamaño medio y obtuve una chispa de alto voltaje acompañada de un sonido de alta frecuencia, observando que un cambio en la distancia causaba una variación en el tono del sonido. En 1920, por invitación del profesor A. F. Yoffe, volví al Instituto de Ciencias Físicas, Tecnológicas y de Radio, que él dirigía. Más tarde me pusieron a cargo del laboratorio de osciladores eléctricos. Diseñé una técnica que permitía la medición de la temperatura de un gas y un sistema de señales eléctricas que detectaba el movimiento de un hombre dentro de un radio de 4 ó 5 metros. Este método me permitía detectar cambios en la distancia de una magnitud de 0,0001".


El theremin está basado en el mismo principio. Moviendo la mano hacia el electrodo cambia el tono del sonido en un rango de 3 a 4 octavas. Termen mostró el instrumento a su mentor Yoffe, que de inmediato se fascinó con él y convocó a una reunión de todos los miembros del laboratorio. Luego de la demostración, el inventor-músico recibió una cerrada ovación. En noviembre de 1920 dio su primer concierto de theremin ante los estudiantes de la Facultad de Mecánica. El volumen, que antes se controlaba mediante un pedal, obedecía ahora a los movimientos de la mano en las cercanías de la antena izquierda. Desde afuera, los movimientos del thereminista parecían ahora los de un experto director de orquesta.

Termen solicitó la patente de su invento el 23 de junio de 1921, la que le fue otorgada por las autoridades soviéticas tres años más tarde.

En aquellos tiempos, toda la ciencia comunista estaba dedicada a la electrificación rural de la nación entera (menudo trabajo), y, cuando el inventor dio un concierto ante el Sindicato Electromecánico, brazo ejecutor del esfuerzo de modernizar la URSS, el theremin se convirtió en un gran suceso. De hecho, el concierto salió publicado en los dos diarios oficiales rusos, Pravda e Izvestyia, y los periodistas bautizaron el extraño pero delicioso instrumento con el nombre de termevox, contracción de la alocución francesa à voix de Termen, "la voz de Termen". Pero la trascendencia del invento siguió aumentando.

Escuchemos a Termen: "En mayo del ´22 tuve la dicha de conocer personalmente a Vladimir Illyitch Lenin, quien me invitó al Kremlin para que le hiciese una demostración del instrumento en su oficina. Me felicitó por mis investigaciones y se puso a tocar él mismo, que de por sí tenía un gran oído musical". El líder revolucionario dijo a Termen que creía que su trabajo era un avance en el campo de las nuevas energías renovables (la electricidad entre ellas) y en los proyectos de investigación que tendrían lugar en el plan de electrificación de la URSS completa. "Me dio luego un salvoconducto que me permitía viajar por toda la nación para dar mis conciertos, y me dijo que fuera a verlo si lo necesitaba para algo", recuerda Termen.

Termen viajó por toda la Unión Soviética dando conciertos con el termevox, y luego fue comisionado por el gobierno para mostrarlo en los países occidentales: Termen afrancesó su nombre ("Léon Thérémin" en lugar de Lev Termen) y pronto llegó a los EEUU, donde el nombre del instrumento pasó a ser el apellido galicizado de su creador: the theremin, que es como lo conocemos hoy.


Afiche original de uno de los conciertos de Termen.
La obra se llama, adecuadamente, "Ondas Etéreas".

Termen continuó estableciendo nuevos proyectos de investigación y produciendo nuevas invenciones: él es el inventor y constructor del primer aparato de televisión, por ejemplo. Mas fue gracias al theremin que Termen pasó a la historia: múltiples personalidades se interesaron por las posibilidades (descubiertas por Termen) de la música electrónica, y también por sus bases físicas. El físico soviético se vio visitado por Albert Einstein, el cineasta Sergei Eisenstein, el ingeniero Robert Moog (creador del primer sintetizador, basándose en ideas previas de Termen) y muchos más.

El theremin se había vuelto inmortal.


Termen perfeccionó su instrumento de muchas maneras: construyó modelos que, en lugar de comandarse mediante el movimiento de las manos, "leían" microrreflejos en la superficie de los ojos y eran controlados por los movimientos oculares (de este modo, un cuadrapléjico podría ejecutar un theremin sin problemas e incluso convertirse en músico clásico profesional), una batería de cuatro theremines controlados por los movimientos del cuerpo de una compañía de ballet, con la cual la propia danza creaba la música y muchas mejoras más.


Hasta los muñequitos de Cartoon Network saben tocar el theremin

El funcionamiento del theremin es tan simple que parece una broma. Termen lo describe de la siguiente manera: "Se obtienen fácilmente sonidos de tono variable utilizando una corriente alterna de frecuencia también variable. Se coloca una pequeña varilla vertical a modo de antena, lo que genera ondas electromagnéticas de muy débil intensidad alrededor de la misma. Estas ondas tienen una longitud y una frecuencia definidas: la aproximación de una mano, que es un conductor eléctrico, altera la configuración del campo electromagnético que rodea a la antena, cambia su capacitancia y, por lo tanto, afecta la frecuencia de la corriente alterna generada en el instrumento. De esta manera, se produce una suerte de ´toque invisible´ en el espacio que circunda la antena, y, de la misma manera en que en un cello la presión de un dedo sobre la cuerda produce un sonido tanto más agudo cuanto más se acerca el dedo al puente, en el theremin el tono se incrementa cuanto más se acerca la mano a la antena. Del mismo modo, la intensidad del tono cambia al aproximar una mano a la otra antena, de forma circular, alrededor de la cual se forman ondas electromagnéticas siguiendo el mismo principio. La aproximación de una mano produce un cambio en la intensidad de la corriente alterna que produce el tono. Así, levantando la mano por encima de la antena horizontal en forma de anillo la nota crece en volumen, mientras que bajando la mano por debajo de ella se hace más débil, hasta morir en el medio del más suave pianissimo".


Plano de Termen de su theremin

El sonido del theremin se produce según el principio del heterodino, con un oscilador de frecuencia variable superponiendo y afectando la oscilación de un oscilador de frecuencia fija (en realidad, la de aquél se resta de la de éste). La frecuencia resultante cae dentro del rango audible para el oído humano, y esto es lo que escuchamos a través de un parlante. La frecuencia del oscilador fijo es de 170 KHz y la del variable oscila entre 168 y 170 KHz. Ello deja frecuencias audibles de 0 a 2 KHz para ejecutar el instrumento.


El theremin fue mostrado al público en general en la Feria Industrial de Moscú de 1920 y, poco más tarde, se fabricaron 600 instrumentos por orden de Lenin, que, para esa época, ya estaba tomando clases de theremin con el propio Termen.


Lev Termen presentado su instrumento

Termen obtuvo la patente de su invento en Estados Unidos en 1928, y la vendió a la RCA Victor para la fabricación en serie de su instrumento. En poco tiempo el theremin pasó a ser considerado un instrumento de uso familiar en todo el país, y aún objeto de composición académica y clásica. Muchos de esos compositores, sin embargo, sólo lo usaban para reemplazar a las cuerdas y no para explotar su soberbia capacidad de afinación microtonal y su precisión característica.

Actualmente, en forma transistorizada, el theremin es fabricado y vendido en serie por Big Briar, la compañía de Robert Moog.


El theremin es el primer instrumento musical electrónico del mundo, décadas antes de que a Moog se lo ocurriera fabricar un sintetizador resistivo. La precisión y justeza del theremin, sin embargo, requiere mucho esfuerzo del ejecutante: el cuerpo del thereminista debe estar perfectamente equilibrado frente al instrumento, su cabeza completamente inmóvil durante largos períodos, y su control neuromotriz de manos y brazos debe ser perfecto, ya que una ligerísima vibración o un cambio de posición involuntario de los miembros superiores alteran radicalmente el sonido del instrumento.

Así y todo, el theremin se ha utilizado y se utiliza mucho en bandas sonoras de notables filmes: desde la de "El día que paralizaron la Tierra", pasando por "Vinieron del espacio exterior" y "Días sin huella", hasta la de la soberbia "Cuéntame tu vida" de Hitchcock fueron ejecutadas con theremines.


Charlie Clouser de Nine Inch Nails con su theremin Moog

Montañas y multitudes de grupos y bandas usan y han usado también theremines en sus discos: Gary Numan, Radiohead, Alice Cooper, los Rolling Stones, los Beach Boys, el japonés Kitaro (que compró el primer theremin Moog que salió de la línea de montaje), Blur, Marillion (en "Cannibal surf babe"), Cyndi Lauper, Simon & Garfunkel, Elvis Costello, King Crimson, los españoles La oreja de Van Gogh, Talking Heads, el mismísimo Led Zeppelin (en su tema "Whole lotta love"), Marilyn Manson, Nine Inch Nails, Pink Floyd (en su disco "Meddle"), la notable brasileña Rita Lee, las Spice Girls (que abren todos sus conciertos con un theremin naranja fluo), Uriah Heep, el ya mencionado Jean-Michel Jarre y, cómo no, las excelentes bandas argentinas Los Súper Ratones (en su séptimo disco, "Mancha registrada"), y Babasónicos (incluso se ve el instrumento en el clip de su tema "¡Viva Satana!"). Los nombrados son una pequeña muestra de los 570 músicos, solistas y conjuntos que usan theremines en sus discos y recitales.


Por supuesto que describir el sonido del theremin es un poco difícil por escrito, y yo que, luego de tantas palabras, el lector estará ansioso por escuchar algunas muestras de la música para theremin: a esos efectos, lo remito a visitar los enlaces al pie de este Zapping, donde encontrará distintos ejemplos del uso de este instrumento.


Accesible plano de un theremin moderno

Para quienes disponen de dinero, hay muchos modelos de theremines a la venta, y, para los más habilidosos, están disponibles los circuitos (bastante simples en general) para armarse su propio theremin. Por supuesto, también se venden en kit por correo, listos para soldar y utilizar.


Lev Sergeievitch Termen, también conocido como Léon Thérémin, murió en 1993 a los 97 años de edad. No llegó a cumplir un siglo, pero el periodista ruso Yuri Linnik compuso este palíndromo (o frase capicúa) en su honor: Termen ne mret, que en ruso viene a significar: "Termen no morirá".

NOTA: El autor agradece al Lic. Miguel Ángel Traboscia por haberlo introducido en el apasionante mundo del theremin.


Más datos:

(Traducido, adaptado y ampliado por Marcelo Dos Santos (www.mcds.com.ar) de ThereminWorld y de diferentes sitios de Internet)


Zapping relacionados:

0207 Alucinado magnetismo
0169 Feria de los inventos


Si disfrutó de esta sección, no deje de recorrer la sección Noticias.
Encontrará muchas más cosas para sorprenderse...
Anteriores:
Sumario completo de ZAPPING


            

Nedstat Basic - Web site estadísticas gratuito
El contador para sitios web particulares Nedstat Basic - Web site estadísticas gratuito
El contador para sitios web particulares


Página Axxón