Noticias en la página Axxón Página Axxón

14/May/09

Origami a nanoescala pliega el ADN dentro de un "botiquín"

Se podrían suministrar drogas desde minúsculos botiquines hechos de ADN, gracias a un avance en "origami de ADN"

Jørgen Kjems, del Centro para Nanotecnología de ADN en la Universidad Aarhus, Dinamarca, y sus colegas, han creado una "caja" ADN auto-ensamblada que puede ser abierta con "llaves" ADN. Un día estas estructuras podrían llenarse con drogas, inyectarlas en la sangre, y luego abrirlas cuando y donde se necesiten las drogas.

Hace tres años, Paul Rothemund en el California Institute of Technology en Pasadena creó un mapa del continente americano usando nada más que ADN. Su técnica aprovechaba el hecho de que las bases complementarias de ADN se conectan unas con otras. Usó pequeñas secciones de ADN para "coser" dos partes de una única hebra de ADN más larga, creando pliegues para esculpir la forma del mapa.

Ahora el equipo de Kjems ha creado la primera pieza del origami de ADN en 3D, cosiendo seis superficies 2D para formar un cuboide que mide 42 nanómetros por 36 nm por 36 nm (Nature, Doi: 10.1038/nature07971).

La caja tiene una tapa desmontable que es mantenida en su lugar por una hebra de seguridad de ADN. Las llaves están construidas de una hebra de ADN que reemplaza a esta hebra de seguridad porque se une más enérgicamente a la secuencia de bases de la tapa. Esto abre la caja.

Estas llaves podrían ser usadas para abrir una caja de ADN llena de droga anti-cáncer en el sitio de un tumor. Como pueden ser diseñadas para abrirse sólo si se usa más de una llave, o con una de varias llaves, también podrían ser usadas como puertas lógicas en futuras computadoras.

Fuente: New Scientist. Aportado por Graciela Lorenzo Tillard

Más información:
Más noticias de Ciencia en Axxón
Artículo original (inglés)
Un nanobot permite que las piernas de ADN se encarguen de caminar
Podría hacerse, por primera vez, un análisis de ADN sobre Marte
Las 10 especies que podría resucitar la ciencia
Tejidos que se construyen a sí mismos
Formas de vida: un protozoo interpreta de otro modo el código genético
Con computadoras, analizan la estructura del genoma humano