Página Axxón

Los perdurables misterios de los cometas   |    Las ondas de gravedad generan tornados   |    Crónicas del Apolo, Episodio I: Sombras Oscuras.   |    Un innovador laboratorio utiliza satélites para combatir enfermedades   |    Los anillos de Saturno están desapareciendo   |    El impacto ambiental del retorno a la Luna   |    Sorpresas desde Mercurio   |    Imágenes celestes: Últimas confesiones de una estrella moribunda   |    ¿Un nanomotor a fonones?   |    Una nueva teoría cósmica conecta las Fuerzas Oscuras   |   
09-Jun-2008

Una cápsula tripulada para Europa

La industria aeroespacial europea sigue adelante con sus planes para construir su propia nave espacial, ya sea de manera autónoma o en colaboración con Rusia.


Imagen de un posible Vehículo de Transporte de Tripulaciones europeo (Crew Transport Vehicle, CTV), concebido como un desarrollo del Vehículo de Transporte Automático (Automated Transport Vehicle, ATV) al cual se añadiría una cápsula de retorno de forma cónica. Crédito: EADS Astrium

El pasado 14 de Mayo, la Agencia Espacial Rusa Roskosmos hizo pública una nota de prensa donde anunciaba un principio de acuerdo sobre la configuración de un futuro sistema de transporte tripulado a desarrollar en los proximos años. Según el comunicado, Roskosmos y la Agencia Espacial Europea habrían acordado desarrollar conjuntamente una nave tripulada capaz de volar hasta la órbita terrestre y llevar a cabo expediciones a la Luna, basándose en la tecnología existente en el Vehículo de Transporte Automático europeo (Automated Transfer Vehicle, o ATV) y en las naves rusas Soyuz, con una tripulación de hasta 6 personas.

En virtud de estos acuerdos, el fabricante aeroespacial ruso RKK Energia se encargaría de diseñar y fabricar la cápsula de reentrada, mientras que la parte europea, liderada por las empresas Thales Alenia Space y EADS Astrium, desarrollarían el módulo de servicio y el motor, basándose en los utilizados para el ATV. RKK Energia se haría cargo igualmente de la integración de los módulos y el ensamblaje final de la nave. Tras descartar varios diseños alternativos, como el módulo con alas Kliper, o la cápsula acampanada tipo Soyuz, se acordó dar al módulo de la tripulación una forma cónica, similar a las cápsulas estadounidenses Apolo u Orión.


INDICE DE NOTICIAS

En el acuerdo se contempla el lanzamiento del vehículo por parte de un cohete portador ruso aún por desarrollar, que podría ser el Angara, con una capacidad de carga útil de 18 a 20 toneladas en órbita baja. Los lanzamientos se llevarían a cabo desde la nueva base espacial rusa de Vostochny, cuya construcción comenzará en breve en la provincia de Amur, cerca del Océano Pacífico. Los primeros vuelos de prueba podrían llevarse a cabo en 2015 y el primer lanzamiento tripulado tendría lugar en el año 2018. En junio de este año se presentará un primer borrador del sistema, que será examinado en una reunión conjunta de representantes de la ESA y Roskosmos. Una versión más avanzada del proyecto se espera para octubre de 2008, definiendo con mayor precisión los aspectos técnicos y normativos de la nave, de modo que las partes puedan tomar una decisión final sobre el despliegue del proyecto.

También la revista Nature se ha hecho eco del mismo; según la noticia publicada hoy, la Agencia Espacial Europea estaría madurando la idea de convertir su buque de carga en una nave espacial tripulada. Se espera que a finales de esta semana el gigante aeroespacial EADS Astrium anuncie sus planes detallados para dotar al ATV de una cápsula de reentrada para tres o más personas y nuevas medidas de seguridad. Según declaró Manuel Valls, responsable de los vuelos espaciales tripulados de la ESA desde Noordwijk, Holanda, la Agencia está tomandose muy en serio esta propuesta, ya que en la actualidad Europa depende de los Estados Unidos y Rusia para el transporte de personas al espacio. Se espera que la ESA discuta el proyecto en la reunión de su consejo directivo del próximo mes de noviembre.


Esta imagen muestra uno de los posibles desarrollos futuros del ATV, dotado de un módulo de reentrada capaz de transportar carga desde la órbita terrestre hasta la superficie. Crédito: ESA/D. Ducros.

Fuente: Astroseti
Traductor al español: Carlos M. Luque


Página Axxón